Aprender a tocar el piano: trabajar con las escalas

Estar en el centro también te permite alcanzar todos los tonos del teclado. Tanto graves como agudos. Pero también es posible jugar con cuatro manos. En este caso, la longitud del piano se divide en dos. El primer pianista bajo toca los acordes, el músico de la derecha toca la melodía.

Las manos, finalmente, deben estar en el teclado. Es aconsejable adoptar una posición “arqueada”: los dedos deben estar ligeramente arqueados, con las manos ligeramente arqueadas. Imagínate tener una manzana en la mano. Sin embargo, la forma en que se sostiene la mano puede variar dependiendo del tamaño de la mano. La interpretación del pianista que tiene manos grandes no es la misma que la del pianista que tiene manos pequeñas. Para saber cómo colocarse, pregúntele a su profesor de piano o vea fotos o ilustraciones en Internet.

Aprender a tocar el piano: trabajar con las escalas

Los ejercicios de relajación y respiración pueden ser muy útiles para aprender el piano. También recuerde relajar y estirar el cuerpo antes de comenzar a jugar (especialmente las muñecas, los hombros y el tiro). Se debe evitar la tensión o tensión. Usted jugará mucho más fluido e incluso más rápido si está relajado que si está tenso y estresado.

La práctica de un instrumento como el piano es una verdadera danza. Todo el cuerpo participa en la interpretación de la pieza musical. Pies que utilizan los pedales hasta la punta de los dedos para pulsar las teclas.

La relajación también tiene un impacto en la resistencia, porque sí, el piano puede “cansarse”. Para algunos, el piano es un verdadero deporte. Un consejo: relaja los músculos después de tocar una nota (lo mismo después de las clases de piano). No es necesario mantener una tensión en las teclas ya pulsadas. Esto no cambiará el sonido de la nota y le ahorrará energía.

Aprender el piano: trabajar con las escalas

Ya hemos hablado de ello rápidamente, las escalas son el ejercicio más conocido pero también la forma más eficaz de aprender piano, aunque las opiniones difieran. El trabajo de plan de tareas tiene varias funciones (además de la función de calefacción). Aunque el papel de las escalas en el aprendizaje del piano ha tendido a disminuir en las últimas décadas, sigue siendo un punto central y no debe pasarse por alto.

Las escalas son una secuencia de notas reproducidas una tras otra y definidas por un intervalo determinado que será el mismo entre cada nota. El nombre de la escala suele ser la primera nota de la escala. El número de notas en una escala no es invariable. Algunos tienen diez cuando otros tienen cinco.

En primer lugar, los rangos permiten ganar en velocidad de juego. En muchas piezas, la partitura impone una sucesión de notas muy rápidas. Las escalas tienen otra función: aprender a jugar con regularidad, respetando los tiempos. El trabajo a escala también puede jugar un papel rítmico. Las escalas también le permiten aprender a posicionar correctamente las manos, trabajar en la articulación de los dedos, etcétera.

Leave a Comment